Chingotto-Tello están en Cuartos de final en el Premier Padel P1 de Mendoza

Facebooktwitter

Superaron en octavos a Lamperti-Sanz y hoy enfrentaban a  Stupaczuk-Lima. Los detalles.

 

(Mendoza, 11/8/2022, Uri Leczycki, Padelnetwork.com) Las apuestas y predicciones en sala de prensa iban todas para el mismo lado. Después de casi tres rondas completas con partidos a dos sets, el partido candidato a irse a tres era el de Tello-Chingotto vs Lamperti-Sanz. Y como si fuera época de elecciones, el candidato no defraudó.

Para pasar a cuartos de final del Argentina Premier Padel P1 de Mendoza, El Gato y Fede debieron escalar el Aconcagua porque enfrente tuvieron a una pareja que les sacó el primer set y que en el tercero los tuvo contra las cuerdas, quiebre arriba y 3-0.

Más allá de los números, un Lamperti impecable hizo recordar aquella batalla de cierre de cuartos de final del desaparecido Padel Pro Tour en Buenos Aires (River 2012) que ganó con Grabiel a Gutierrez-Poggi 7/6 6/7 7/6. El bahiense se tiró de cabeza en cada pelota y sufrió apretando los dientes como demostrando que todavía está para dar pelea. Repito: Miguel Lamperti está para dar pelea.

El español Jon Sanz Zalba fue su cómplice perfecto para -aún perdiendo- convertirse junto a los ganadores en los grandes protagonistas de la jornada de octavos de final. Tello-Chingotto pasaron de ronda con dudas y mucho estrés (mucho drama, diría Genoud) en el mejor partido del día que también se postuló para mejor partido de las primeras tres rondas.

Pasan los años pero Miguelito es siempre un peligro y Juan y Fede lo sufrieron viéndose 0-3 en un tercer set en el que el estadio Aconcagua Arena vibraba ante cada contragolpe, cada volea o cada smash ganador. Hasta Jon recibió ovaciones de un público extasiado por el clima del partido.

Chingo tuvo trabajo extra y desgaste de sobra bancando todo en el fondo fiel a su estilo (y a su rol) mientras que Tello tardó un set y un poco más en aparecer en todo su esplendor, para comerse el cierre asumiendo el rol protagónico que la pareja favorita necesitaba.

Después de que los ganadores se llevaran el segundo parcial, el arranque demoledor de Lamperti-Sanz hizo imaginar un cierre diferente. Ya desde el primer punto, el bahiense y el español se mostraron más activos y determinados y fue por eso que lograron adelantarse 3-0 dejando casi knock out a sus rivales.

En la tribuna se escuchaba: «lo dan vuelta», «lo dan vuelta», «lo dan vuelta» y ya era difícil discernir si se trataba de un eco o de opiniones coincidentes que llegaban desde distintos sectores. Finalmente, el cordobés de Cruz del Eje y el bonaerense de Olavarría les dieron la razón a todos: lo levantaron y soltaron su angustia en un festejo que pareció de otra ronda. No era para menos. Acababan de escalar el Aconcagua durante más de tres horas.

La jornada de octavos de final había comenzado muy temprano con la victoria de Agustin Tapia y Sanyo Gutiérrez sobre Ramiro Moyano y Xisco Gil por doble 6/1, al mismo tiempo que Momo Gonzalez y Alex Ruiz daban cátedra para superar a Chiqui Cepero y el chileno Javi Valdes por 6/3 6/2.

Más tarde, y en el último turno en el que se jugaron partidos simultáneos en dos canchas (ya no en tres como en rondas anteriores), el público se dividió para ver la victoria de Belasteguin-Coello sobre Edu Alonso y Juanlu Esbri (de mucho futuro) por 6/1 6/2 y el muy buen partido en el que Agustin Gutierrez y Lucas Campagnolo pudieron dar la gran sorpresa pero terminaron cayendo por 7/6 7/5 contra Pablo Lima y Franco Stupaczuk. El Oveja y el brasileño no pudieron aprovechar la ventaja conseguida en el cierre del primer set y terminaron perdiendo el tie break sin poder dar vuelta más tarde la historia.

Una vez eliminada la acción en el court auxiliar, la presentación de los #1 del mundo Ale Galán y Juan Lebrón generó muchas expectativas y el duelo entre españoles no defraudó. Jose Antonio García Diestro y Pincho Fernandez Cano fueron dignísimos contendientes para terminar despidiéndose de Mendoza con un 6/3 6/4 que incluyó los clásicos aullidos en las tribunas para festejar aciertos de un inspirado Lebrón.

Martin Di Nenno y Paquito Navarro lograron neutralizar la amenaza de los menos conocidos (para el público argentino) Miguel Semmler e Iván Ramirez Del Campo, quienes a pesar de hacer un muy buen papel se fueron con un 6/4 6/2 en un concierto del sevillano y el Tincho de Ezeiza.

Más tarde llegaría el clímax de la jornada con la victoria de Tello-Chingotto y para el cierre quedaría el duelo 100% argentino entre Agustin Gomez Silingo-Juan Cruz Belluati y Maxi Sánchez-Luciano Capra, con un final inesperado pasadas las diez de la noche y la victoria de los peor rankeados para entregar el único resultado que dejó a una pareja favorita afuera. Agustin y Jotacé se impusieron 7/6 6/3 para desatar su alegría por meterse en cuartos de final del P1 de Mendoza.

La victoria del platense y el porteño que residen en España le da aún más valor al gran papel que en la ronda anterior hicieron ante ellos Juani De Pascual y Maxi Sanchez Blasco. Una vez más, Belluati se mostró en un punto alto y en el duelo de zurdos prevaleció ante el quilmeño Capra y con mejor eficiencia y regularidad se adueñó del duelo.

Los cuartos de final se jugarán este viernes desde las 12.30 con los cruces confirmados de: Galán-Lebrón vs Gonzalez Luque-Ruiz Granados, Tello-Chingotto vs Stupaczuk-Lima, Tapia-Sanyo vs Bela-Coello y Di Nenno-Navarro vs Gomez Silingo-Belluati.

Fuente: Padelnetwork.com

 

 

Comentarios

Comentarios