Violencia en el fútbol: Francisco Ocaña sufrió la perforación del tímpano por un petardo

Facebooktwitter

Fue en el trancurso del partido Huracán-Independencia por la Liga de Tres Arroyos. El cotejo fue suspendido. 

La violencia se impuso una vez más al fútbol en Tres Arroyos, esta vez en la cancha de Huracán en el partido entre el Globo e Independencia. El partido duró apenas 7 minutos, ya que el árbitro Lucas Boneiro, tras unos 15 minutos de deliberar, decidió suspender el partido por los petardos que cayeron desde la popular local cerca del arquero Francisco Ocaña del Ventarrón y que obligaron al “1” a ser trasladado al hospital para realizarle estudios.

Cuando los protagonistas estaban dispuestos a comenzar el partido un petardo cayó cerca del arquero Ocaña y el árbitro Lucas Boneiro informó que si volvió a suceder suspendía el partido. La policía se acercó al lugar, lo mismo que algunos allegados a Huracán, y así el encuentro dio comienzo.
Tras algunas situaciones prácticamente intrascendentes en el juego, y cuando Huracán manejaba el balón e insinuaba un poco más, un nuevo petardo fue arrojado por la parcialidad de Huracán y Ocaña cayó al suelo tomándose el oído derecho.
El arquero estuvo varios minutos en el piso atendido por el cuerpo técnico local, para luego ser retirado en camilla y trasladado al hospital para recibir atención médica profesional y realizarse estudios.
Con el partido suspendido, los protagonistas se retiraron a los vestuarios y ahora el fallo de cómo se resuelve la situación (si se sigue jugando o se le da por ganado a Independencia) está en las manos del Tribunal de Penas de la Liga Regional Tresarroyense de Fútbol.

PARTE MÉDICO-

Se confirmó que Francisco Ocaña sufrió una hipoacusia posterior a trauma en el oído derecho, perforando el tímpano y como consecuencia de esto, continúa con algunos mareos espontáneos.

Fuente: La Voz del Pueblo

Comentarios

Comentarios